Así "tumbó" la Policía al agresor de Melilla