El vicepresidente boliviano se muestra optimista por los avances en la negociación de la ley electoral