Catorce comunidades aplican las nuevas restricciones para frenar la expansión del coronavirus