Sanidad eleva hasta los 10 años la edad recomendada para tomar algunos pescados