Amenaza una primavera "intensa" para los alérgicos, al duplicarse los pólenes