Apenas el 30% de las empresas españolas cumple la Ley de Igualdad, según un estudio