Atraca un banco en Cádiz y se pone a contar el dinero