Aumentan a 11.800 muertos y 15.540 desaparecidos por el seísmo del 11 marzo en Japón