Aviones de la OTAN detectan cristales de ceniza volcánica en los motores