Barcelona limita la apertura de tiendas de 'souvenirs' en los lugares más turísticos