El frio y la nieve complica el Camino de Santiago a los peregrinos