Lavarse las manos evitaría el 44 % de muertes por diarrea