Elsa y Mario, cuando los niños tienen ELA