El Príncipe, una lucha diaria por salir de la marginalidad y la pobreza