La FADSP avisa que el rescate deben pagarlo los responsables de la crisis