La Fundación Estudiantes vende la mitad de su colegio