El nivel del Guadalquivir continúa estable y siguen desembalsando siete pantanos