Los conductores atrapados en la AP-6 se quejan de la falta de información y previsión