Moda loca en Japón: Atarse una cinta bajo los pechos para lucir más escote