Lanza a una mujer a las vías del metro y se justifica: "Oí voces, Dios me lo pidió"