Leonor y su hijo por fin tendrán una casa adaptada