Miles de ahorradores salen a la calle para protestar por los abusos de los bancos