Manolo Preciado muere de un infarto