Miles de personas dejan sus casas ante la amenaza de más lluvias en China