El Obispado de Alicante reparte en los tanatorios una guía para afrontar la muerte