El Hospital de La Paz forma a los padres de los niños con enfermedades incurables