Una joven logra abandonar su coche antes de que lo arrolle un tren en Pontevedra