Una primavera con temperaturas propias del mes de agosto