Un hombre de 61 años se lía a puñetazos con un oso y termina así