La Sagrada Familia encarga a los Mossos revisar su seguridad tras el susto de ayer