Salió al balcón buscando su pelota