Sanidad se marca como objetivo prioritario disminuir el retraso del diagnóstico del Sida