Sergio Morate se declara inocente ante el tribunal de la Corte rumana