La policía de EEUU rocía con gas pimienta a una anciana en los ojos