Unos ladrones golpean, atan y amordazan a un nonagenario que tuvo que hacerse el muerto para ahuyentarles