La ‘barbie humana’ asegura que nunca ha pasado por un quirófano