La biosfera, el gran aliado natural para luchar contra el cambio climático