Un británico ebrio salta a las vías del tren y se libra del atropello