Una cámara de infrarrojos graba la agresión mortal de una joven en Rusia