La primavera anticipada trae a España temperaturas de hasta 30 grados