La Casa Real y los periódicos deportivos consternados por la pérdida de Blanca