La contundente carta de la madre de las niñas asesinadas por su padre