Final Copa Libertadores: máximo control por los casi 300 barras bravas presentes