Con 14 años, a punto de cumplir su lista de últimos deseos consigue un trasplante