Contra las “cundas”: vivimos una operación policial para detener a los taxis de la droga