Despedidas locas, comportamientos incívicos y vecinos hartos