El director general de Air France dice que "Estamos ante una catástrofe aérea"