Investigan al director de un instituto que ocultó cámaras en el baño para destapar actos vandálicos