La España vacía, el voto decisivo en el 28A