Las familias con hijos con enfermedades raras reclaman su inclusión educativa